Consejos para subir la autoestima: ¡regálate rosas rojas!

Compartir: Tweet about this on Twitter0Share on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone

¿Te sientes con la autoestima baja? ¿Piensas que no serás capaz de conseguir todo aquello que te propongas? Esta situación no tiene por qué ser un estado permanente, sino que aumentar tu autoestima y seguridad está en tus manos. La solución está dentro de ti, pero como sabemos que, a veces, no resulta tan fácil encontrarla, hoy te traemos unos consejos básicos para que mejores tu autoestima. Y, como siempre, las flores también te ayudan en este proceso.

Sigue leyendo y descubre qué pueden aportarte los tulipanes, las rosas rojas, los lirios o cualquier tipo de flor para creer más en tu propia valía.

 

Consejos para aumentar tu autoestima

 

1. Vive el ahora

En muchas ocasiones nos torturamos pensando en planes futuros o en posibles problemas que puedan surgir y en cómo los resolveremos. ¿Qué haré si me quedo sin trabajo?, ¿Lograré pagar mi hipoteca con tranquilidad?, ¿Conseguiré mis mayores sueños?

 

presente

 

 

Seguro que te has preguntado esto más de una y de dos veces. Pues bien, debes ser consciente de que avanzarte a lo que pueda suceder no va a ayudarte a resolver ningún problema. Todo lo contrario, lo que hará será generarte ansiedad respecto al mismo. Por este motivo, es tan importante vivir el presente, es decir, centrarte en tu día a día y no imaginar todas las situaciones con la que podrías encontrarte. En primer lugar, porque es probable que estas nunca se cumplan en la realidad, en segundo lugar, viviendo al día te ayudar a superar tus retos poco a poco. Así es como se consiguen los sueños y los anhelos.

 

2. Mejora tu ánimo con flores

Para que una persona tenga una elevada autoestima, su estado anímico es clave. Una actitud positiva y un buen estado de ánimo harán que se enfrente a cada situación con más seguridad. ¿Sabes qué puede contribuir a elevar tu estado de ánimo de manera natural? ¡Las flores! Está demostrado que éstas mejoran nuestro bienestar emocional y nos producen una mayor relajación si las tenemos cerca. Esto es gracias al aroma de las flores, que estabiliza los ambientes y también a sus colores, que nos sugieren diferentes sensaciones. Los tonos intensos como los de las rosas rojas o naranjas aportan energía y vitalidad, mientras que los suaves son aún más relajantes.

 

rosas rojas

 

¿Por qué no celebras que hoy es hoy y te autoenvías un ramo de las flores que prefieras? Un ramo de gerberas, uno de rosas rojas o del color que más te gusten, o incluso una hermosa orquídea. Además, permitirse un capricho porque sí en un día cualquiera también aumentará tu autoestima, ya que te darás cuenta de que tú lo mereces.

 

3. Usa un vocabulario positivo

La baja autoestima está causada en gran medida por la manera como nos hablamos a nosotros mismos, es decir, percibimos el mundo que nos rodea según el diálogo interior que tengamos en nuestra mente. Por ejemplo, delante de un problema, una persona con alta autoestima se diría para sus adentros algo como “voy a salir de esta situación sea como sea”. En cambio, una con baja autoestima se diría a sí misma “no podré solucionar este problema nunca”.

 

positivo

 

Por eso es tan importante utilizar un vocabulario positivo en nuestro diálogo interior, ya que este marca la forma en la que nos enfrentamos a distintas situaciones. A partir de hoy mismo, destierra de tu vocabulario palabras o frases negativas, como “nunca”, “jamás”, “no aguantaré”, “no lo conseguiré”, “no puedo”, “siempre tengo mala suerte”, “todo lo malo me pasa a mí”.

 

 

4. Acepta que la perfección no existe

Las personas con baja autoestima tienden a desanimarse cuando aquello que les rodea no es exactamente como habían esperado. Suelen ser extremadamente perfeccionistas, hasta el punto de sentirse inseguros y frustrados cuando las cosas no salen como ellos hubieran querido. Siempre repasan mil veces sus tareas en el trabajo y gastan mucha energía en que todo detalle esté perfecto.

 

relax

 

Si realmente quieres incrementar tu autoestima, lo primero que debes aceptar es que la perfección no existe y, a partir de este punto, rebajar tus expectativas sobre todos los ámbitos de tu vida. Eso no quiere decir trabajar con desgana o hacer lo mínimo posible, pero interiorizar que las cosas no son perfectas porque la vida ya de por sí no lo es, te ahorrará muchos dolores de cabeza y te hará sentir mucho mejor contigo mismo. Recuerda, como decía el pintor catalán Salvador Dalí, “No temas la perfección, nunca la alcanzarás”. Por lo tanto, ¡a vivir, que son dos días!

 

5. Ponte metas realistas

Tener objetivos y retos en nuestra vida es más que sano para sentirnos activos y motivados. Sin embargo, querer conseguir nuestras metas en poco tiempo o alcanzar sueños poco realistas puede producirnos una gran frustración que no hará más que empeorar nuestra autoestima. Por ejemplo, querer progresar en tu carrera y llegar a dirigir un equipo al cabo de los años es un buen objetivo. En cambio, desear hacerlo realidad en unos pocos meses, es inabarcable. Lo mismo ocurre con grandes proyectos como escribir un libro, rodar un corto o exponer pinturas en una galería de arte.

 

metas

 

El deseo por conseguirlo puede ser muy intenso, pero estos retos requieren paciencia y tiempo. Por eso este consejo está muy relacionado con el de “vive el ahora”. Es decir, haz en tu día a día pequeñas cosas que te acerquen un poco más a tu objetivo, pero no pretendas cumplirlo al momento. Apúntate a clases de pintura para mejorar tu técnica, a un taller de escritura o haz una lista con ideas para una película. Paso a paso.

 

6. Piensa en las cosas buenas al final del día

Un ejercicio muy efectivo, fácil y que puedes practicar en casa cada noche es el de elaborar una lista mental con las cosas positivas que te han ocurrido durante el día. Colócate en tu cama en posición relajada, cierra los ojos y repasa lo que te ha pasado para escoger los mejores momentos. Una compañera te ha hecho reír en el trabajo, has visto a tus sobrinos, te ha emocionado el último capítulo de una serie, etc. Como siempre, las pequeñas cosas son las que más cuentan al final. Y esta es una técnica muy positiva para aprender a valorar todo lo bueno que tienes en tu vida.

 

dormir

 

 

Aplicando estas recomendaciones a diario verás como tu autoestima va aumentando progresivamente. Requiere esfuerzo, pero merece la pena. Y no te olvides de enviar flores a personas que están en tu misma situación, así las llenarás de buen humor y energía positiva, ya sea con alegres girasoles, rosas rojas o peonías rosas. ¿Tienes algún consejo más que quieres compartir?

Compartir: Tweet about this on Twitter0Share on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone